19. Más que primos

19. Más que primos

MEMORIA DE PAPEL

Aún no comprendo cómo al programa de televisión de mayor audiencia durante estos últimos meses se le ha llamado Gran Hermano, puesto que el adjetivo calificativo que le acompaña me parece exagerado y lo de hermano podría tener significado si tuviésemos en cuenta que se ha producido un error de parentesco. Mi modesta opinión le pondría el nombre de El más primo, pues primos hemos sido todos los televidentes que nos hemos sentado en el sofá para esperar el momento crucial de las nominaciones sin la conciencia plena de que las imágenes que nos han lanzado no son objetivas, sino que vienen coladas por el filtro de quien nos la presenta en un ejercicio de convivencia artificial que ha tejido un mundo artificial: el que la cadena de televisión nos ha querido mostrar.

Todas estas ideas iban vagando por mi subconsciente hasta toparme de bruces con la realidad de unos medios de comunicación que transmiten simplemente verdades a medias que recogen los intereses de unos pocos. Atrás han quedado las flores marchitas de la objetividad y de la imparcialidad, y con mayor frecuencia percibimos cómo la realidad se divide en cajones que son empleados por los poderosos entes para servirse a sí mismos. Esa bagatela del bien común suena muy bien, pero no es rentable. El mundo circundante se convierte en una marioneta que trata de arrastrar al mayor número de personas hacia una causa particular, hacia una casa privada donde la manipulación es la madre de todas las noticias.

Es imprescindible que los españoles comiencen a conocer el mundo materialista de la televisión para tomar conciencia de sus errores y de sus aciertos. Hoy en día la palabra va cediendo protagonismo al sueño icónico. No debemos caer en la tentación de tragarnos todos los desperdicios de una buena mesa sin emplear una actitud crítica ante el bombardeo continuo de imágenes. ADVERTENCIA. Leer antes de usar. Este producto es un medicamento que no contiene efectos secundarios. Previene los síntomas gripales del programa Supervivientes y de ese gran autobús que va a enseñar sus dientes a toda España próximamente.